3. Logopedia

LA COMUNICACIÓN Y EL LENGUAJE

El proceso de comunicación se produce cuando una persona envía un mensaje a otra, ésta lo recibe y lo descodifica. El lenguaje es el código más habitual que se utiliza para la comunicación y que los niños van aprendiendo a través de la interacción social. En los niños con Síndrome de down suelen encontrarse retrasos significativos en este área por varios motivos:

  • Problemas auditivos más frecuentes que en el resto de la población, que en muchos casos provocan una pérdida auditiva que impactará en el desarrollo del lenguaje.
  • Problemas visuales que dificultaran la identificación del nombre con el objeto.
  • Mayor hiper/hiposensibilidad al tacto que es la base de aprendizaje de los bebés.
  • Dificultades en el procesamiento sensorial siendo más complicado el mantenimiento de la atención, la escucha y el procesamiento de la información.
  • Características físicas: bajo tono muscular de los músculos de los labios, la lengua y la mandíbula; dificultades para disociar labios/lengua/mandíbula; boca pequeña respecto a la lengua; tendencia a respirar por la boca por las amígdalas más grandes; paladar alto y estrecho.
  • Problemas a nivel cognitivo: en este apartado los niños con Síndrome de down suelen presentar dificultades en las siguientes áreas:
    • Generalización: capacidad de aplicar la información aprendida a una nueva situación.
    • Memoria: la memoria a corto plazo verbal es un área de especial dificultad para ellos.
    • Pensamiento abstracto: referente a la capacidad de entender conceptos y sus relaciones, los niños con Síndrome de down toman las palabras en sentido literal.

Todos estos factores son algunos motivos por lo que el área de la comunicación y el lenguaje suele ser de las más afectadas en nuestros niños. No obstante, hay que tener en cuenta que normalmente su capacidad de entendimiento es muy superior a lo que son capaces de expresar mediante el lenguaje, por lo que es muy importante apoyar su expresión a través de métodos alternativos: soportes visuales, mímica, ordenador…

Hasta los 17/18 mesos no empiezan realmente a ser muy perceptivo el retraso de los niños con Síndrome de down en éste área, no obstante, desde mi punto de vista es muy importante empezar a trabajar en ello desde los primeros meses de vida. Desafortunadamente, en los centros de atención temprana, los servicios de logopedía no suelen iniciarse hasta los 2/3 años por la falta de recursos. En el caso de Elsa, nosotros  de forma particular decidimos tomar las siguientes acciones:

  1. Ejercicios Miofuncionales

Miofuncionales.jpg

Desde mi experiencia considero que desde los primeros meses de vida es muy importante trabajar los órganos fono-articulatorios, ya que van a ser claves tanto para el habla como para ayudar al proceso de masticación y deglución de alimentos. A continuación os cito algunas ideas que os pueden servir:

  • Realizar masajes en las mejillas y alrededor de los labios (presión, realizar circulos, pellizcos suaves, movimientos de arrastre…). Se pueden realizar con la mano o utilizar un cepillo de dientes eléctrico.
  • Realizar masajes en el paladar, las encías y la lengua: nos podemos ayudar con un depresor, un cepillo NUK (de primer cepillado)…
  • Masticar una goma tubular: debemos sujetar la goma desde fuera y llevarla hasta los molares provocando la masticación.
  • Introducir diferentes materiales en la boca: cucharas de madera, de plástico, de metal…
  • Poner azúcar/nocilla o similar en el labio superior o inferior y hacer que lo recoja con la lengua.
  • Colocar gusanitos entre los labios para que los recoja con la lengua.
  • Pan de angel en el paladar para obligarle a intentar bajarlo con la lengua.
  • Ejercitación de la lengua con helados de cucurucho

Asimismo, podemos ayudar al niño con las siguientes acciones conforme vaya creciendo:

  • Suprimir el uso del chupete.
  • Eliminar tetinas/biberones. Pasar al vaso lo antes posible.
  • Iniciar la masticación lo antes posible con trozos de pan/frutas… y eliminar progresivamente los triturados tan pronto como sea posible.
  • Jugar a hinchar la boca.
  • Soplar pelotas de ping-pong, papeles, velas.
  • Aguantar una caña con los labios (sin morderla) o cuchara (juego huevo).
  • Soplar un espanta-suegras.
  • Comprarle una armónica
  • Hacer pompas de jabon.
  • Pajarillo de agua

Praxies.jpg

En el documento adjunto, encontraréis algunas praxies que os pueden ser útiles:

praxies-logopedia

2. Logopedia

Los trabajos de logopedia como tal no pueden empezar a trabajarse hasta que el niño realmente empieza a colaborar, cosa que es difícil que suceda antes de los 3 años de edad. Pero como ya he explicado en el apartado anterior hay muchas acciones que podemos tomar para ayudarle desde los primeros meses de vida. A la vez, será importante que el entorno más cercano tenga presente las siguientes pautas en la utilización del lenguaje, tened en cuenta que este será su modelo de imitación:

  • Evitar el lenguaje estereotipado ( lenguaje sin sentido ), se debe buscar que sea comunicativo.
  • No abusar del lenguaje gestual, hay que dar contenido al lenguaje y evitar entrar  en la “economía del lenguaje”,  si con pocas palabras se hace entender tenderá a no buscar más.
  • En cuanto al modelo también es importante el ritmo adecuado y los turnos: hablar más lento y darle oportunidad a responder. No apresurar la respuesta.
  • Dar soporte para que pueda explicar las cosas. Por ejemplo que en el cole le den algo que le permita explicar lo que ha hecho y vicerversa, si vamos al cine el fin de semana o al circo darle un folleto o las entradas para que tenga un soporte para explicar lo que ha hecho.

En el caso de Elsa iniciamos en los trabajos de concienciación de la posición de la lengua y el sonido de las vocales a través del Padovan con aproximadamente 18 meses de edad. A través del método Tomatis trabajamos la escucha y la estimulación auditiva. El trabajo de logopedia se inició con 2,5 años y nos apoyamos mucho en la musicoterapia porque si un rasgo común tienen todos los niños con Síndrome de down es su pasión por la música.

Musicoterapia.jpg

Empezamos a jugar con la reproducción de sonidos diversos: los animales, los transportes… cualquier onomatopeya que ayudara a la integración de los diversos fonemas según el punto de articulación:

Bilabial: Los dos labios./p/, /b/, /m/

Labiodental:Labio inferior y dientes superiores./f/

Interdental:Lengua entre los dientes./z/

Dental:Lengua detrás de los dientes superiores./t/, /d/

Alveolar:Lengua sobre la raíz de los dientes superiores./s/, /l/, /r/, /rr/, /n/

Palatal:Lengua y paladar./ch/, /y/, /ll/, /ñ/

Velar:Lengua y velo del paladar./k/, /g/, /j/

Es importante trabajar los diversos fonemas delante de un espejo y de cualquier otra forma que el niño tome conciencia de como están comportándose todos los órganos fono-articulatorios. En nuestro caso trabajamos mucho el siguiente esquema:

DA-LA-RA

RA-LA-DA

Las imágenes o cualquier otro apoyo visual serán también muy importantes para trabajar los sonidos. Una idea es jugar a la “Oca” de los fonemas:

 

Algunas ideas adicionales pueden ser:

  • Jugar al Memory
  • Juegos de Ordenación y Clasificación: Ordenar fruta, poner la mesa, hay que ponerle lenguaje a todo y fomentar el establecer categorías (formas, colores, animales, frutas, verduras, medios transporte, oficios…)
  • Juegos para fomentar la unión ordenada de palabras (secuencias) como futura base en la construcción de frases (sujeto, verbo, predicado).
  • Cuentos con pictogramas: hay mucho material en la pagina de ARAASAC.  http://arasaac.org/
  • Cuentos interactivos : “La caseta de la TEFI” https://casetatefi.wikispaces.com/; https://bibliotecacontes.wikispaces.com/

Los cuentos ayudan en:

  1. Observación/atención.
  2. Enriquecer el vocabulario.
  3. Estructurar lenguaje.
  4. Mejorar la comprensión.

Las sesiones de logopedia nos ayudarán a aprender, a coger nuevas ideas… pero lo más importante es el trabajo persistente y diario que se realice en casa, sin este apoyo las sesiones semanales apoyadas por un profesional o el centro educativo no serán eficaces. Y sobretodo en este apartado el mejor consejo es PACIENCIA, mucha paciencia porque esta es una de las áreas más complicadas en nuestros niños y donde los padres suelen desesperar.